“Cuida tu espalda, cabrón”: el abogado de Trump se excusa tras amenazas

Mark Kasowitz envió estas amenazas por correo electrónico a un hombre cuya identidad no ha sido revelada. Los mensajes fueron publicados el miércoles por el sitio de informaciones ProPublica, que recibió en 2017 el premio Pulitzer al servicio público, lo cual forzó al abogado de Trump a pedir excusas.

Según ProPublica, los correos están dirigidos a un especialista en relaciones públicas ya jubilado que escribió a Kasowitz para pedirle que renunciase inmediatamente a representar a Trump.

Luego de la publicación de un artículo muy crítico sobre Kasowitz en ProPublica, este jubilado  contactó al sitio de informaciones y compartió los emails incendiarios que había recibido de Kasowitz.

“Te estoy observando. Estás jodiendo conmigo. Vamos a ver quién eres. Cuida tu espalda, cabrón”, escribió Kasowitz -un conocido abogado neoyorquino que Bloomberg describió recientemente como “un pitbull de Trump”- en uno de los correos publicados por ProPublica.

Ya sé dónde vives. Te tengo en la mira (…) Vamos a vernos, te lo prometo”, escribió luego en otro correo.

El abogado no respondió el viernes de mañana al pedido de la agencia AFP para comentar la información, pero su portavoz envió a ProPublica un correo con excusas que fue tuiteado por el sitio de informaciones.

“La persona que envió el correo electrónico tiene derecho a sus opiniones y yo no hubiera debido responder de manera inapropiada”, se excusó Kasowitz, citado por su portavoz.

Voy a enviarle un correo para decirle precisamente eso. Esta es una de las veces en las cuales nos gustaría dar marcha atrás en el tiempo, pero por supuesto no puedo”, añadió.

Su portavoz dijo además que “aunque no es una excusa, el correo llegó al final de una muy larga jornada que a las 10 de la noche aún no había culminado”.

Los emails son publicados luego de que el diario New York Times informara esta semana que había malentendidos entre el presidente y Kasowitz, que representa al multimillonario presidente en diferentes casos desde hace 15 años.

El jubilado que le envió los correos indicó a ProPublica haber quedado tan perturbado por el intercambio que informó del mismo a la policía federal, el FBI.

Compartir Noticia:
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on RedditPin on PinterestShare on LinkedInDigg this