Trump pretende cobrar a países que alojen tropas de EE.UU. el 150 % de su costo

El presidente de EE.UU., Donald Trump, está evaluando exigir a los países que alojan tropas estadounidenses en bases militares que sufraguen todos los costos asociados con ellas y además paguen a Washington un 50 % más, según medios estadounidenses.

La Casa Blanca evitó este lunes confirmar que esa idea esté circulando en el Gobierno, pero recordó que Trump lleva dos años exigiendo a varios países en Europa y Asia que asuman una proporción mayor de los costos de las actividades de defensa común.

“Conseguir que nuestros aliados aumenten sus inversiones en nuestra defensa colectiva y asegurar un reparto de cargas más justo es un objetivo de EE.UU. desde hace tiempo”, afirmó a Efe el portavoz del Consejo de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, Garrett Marquis.

Además de presionar a sus socios en la OTAN para que aumenten su gasto en defensa, la Casa Blanca está “comprometida a lograr un acuerdo mejor para el pueblo estadounidense en otras áreas”, admitió Marquis.

Sin embargo, el portavoz se negó a “comentar sobre cualquier deliberación en curso” en el Gobierno “acerca de ideas específicas”, al ser preguntado por los rumores sobre un plan para aumentar la factura para aquellos países que tengan bases de EE.UU. en su territorio.

Consultado por Efe, el Pentágono tampoco quiso hacer comentarios sobre la idea, que, según el diario The Washington Post y la cadena CNN, lleva impulsando Trump desde hace tiempo en conversaciones internas en la Casa Blanca.

No está claro si la fórmula que defiende Trump, apodada “el costo más el 50 (por ciento)”, afectaría a todos los países que acogen tropas estadounidenses, entre los que se encuentra España, con dos bases en Rota (Cádiz) y Morón (Sevilla).

Por ahora, de acuerdo al Post, no hay una propuesta formal de la Casa Blanca para impulsar esa medida, pero esa idea sí que ha aparecido en listas informales de opciones para reducir la presión sobre las arcas estadounidenses, lo que ha generado alarma en algunos círculos del Pentágono y el Departamento de Estado.

El concepto de “costo más 50” ya hizo mella en las recientes negociaciones entre EE.UU. y Corea del Sur sobre el futuro de los 28.500 soldados estadounidenses en ese país, apuntaron los citados medios.

Trump insistió en que Seúl aumentara drásticamente su gasto en las tropas, lo que llevó al Gobierno surcoreano a comprometerse a invertir 925 millones de dólares, un auge del 8,2 %, para cubrir alrededor de la mitad de los costos del despliegue de EE.UU.

El resultado de esa negociación con Corea del Sur demuestra la dificultad de imponer a los aliados estadounidenses la demanda del 150 %, y algunos responsables de EE.UU. temen que genere en algunos países un rechazo a la presencia de las tropas en su territorio.